campana extractora no funciona

Por qué la campana extractora no funciona (trucos para solucionarlo)

Si has detectado que tu campana extractora no funciona bien y no aspira aire, pueden ser varias las causas. Sabemos que extraer el vapor y los olores que se generan al cocinar alimentos es clave para la higiene de tu cocina. En este artículo te ayudamos a identificar el origen de la avería y a solucionarlo con algunos trucos caseros.

Qué hacer si la campana extractora no funciona

Si al cocinar notas que el olor y el humo se quedan en tu cocina, es posible que tu campana extractora no aspire aire correctamente. Vamos a enumerar las causas más comunes por las que esta no funciona como debería para tratar de solucionarlo y evitar que se repita. 

CONFORAMA - ES -  Renueva tu cocina con las últimas tendencias

Principales causas por las que una campana extractora no aspira aire

1. Incorrecta instalación

Para que una campana extractora de cocina funcione bien, es necesario que durante la instalación se hayan seguido todas las indicaciones del fabricante en la instalación, según el tipo de producto. Estos podrían ser algunos motivos:

    • Se ha colocado en una cocina que al cerrar la puerta se crea un vacío que dificulta su trabajo. De ser así, la solución simple es colocar una rejilla de ventilación hacia el exterior para que colabore con la succión
    • La distancia entre la campana extractora y la placa de cocina no es la mínima recomendada por el fabricante para su correcto funcionamiento. En este caso habrá que modificar la altura a la que se sitúa la campana
    • El tubo extractor de aire de la campana mide más de 2 metros y tiene más de un codo. Esto no es lo recomendable, ya que disminuye su eficiencia por el recorrido que tiene que realizar el aire.

campana extractora no funciona

2. Falta de limpieza de los filtros

Al estar en contacto permanente con grasa y otros desprendimientos de la cocina, la campana extractora suele ensuciarse fácilmente y es normal que los filtros se ensucien. Para que esta funcione con normalidad, mantener la limpieza de la campana no sólo en su exterior sino también en su interior es fundamental.

3. Obstrucción en la salida de aire

Con el uso y el paso del tiempo, puede que algunas piezas estén deterioradas, lo que podría causar el bloqueo de algunos mecanismos internos como la turbina, la válvula de retención o los tubos de salida de aire, que podrían estar golpeados o doblados. Si este es el caso por el que tu campana extractora no funciona, deberás desmontar y reemplazar la pieza que esté interviniendo en la avería.

4. Inconvenientes con el motor de la campana extractora

Si los puntos anteriores no son la causa, es posible que haya algún daño en el motor de la campana, producto de la grasa acumulada, la humedad o el óxido. En primer lugar, recomendamos limpiarlo con cuidado, y en caso de que esta no sea la solución, deberás llamar a un especialista para revisarlo.

Trucos caseros para limpiar la campana extractora

Limpieza del interior de la campana con bicarbonato de sodio

Normalmente, se puede limpiar la campana extractora con un desengrasante específico para cocina, pero algunas personas prefieren productos caseros. Este método es altamente efectivo, aunque requiere un poco más de tiempo:

  1. Remueve los filtros y llena dos ollas con agua con bicarbonato de sodio y llévalas y al fuego.
  2. Cuando el agua hierva, enciende el extractor para que absorba el vapor de las ollas. Esto hará que la grasa acumulada en el interior de la campana se disuelva.
  3. Las ollas deben permanecer en el fuego durante una hora como mínimo, vigilando que no se queden sin agua. Si es necesario, puedes agregar más junto con bicarbonato.
  4. Una vez que notes que la grasa acumulada se cae, retira las ollas y apaga la campana para limpiarla con un trapo. Es conveniente cubrir los fuegos con papel para evitar que se ensucien.
  5. En caso de que la suciedad esté incrustada y sea más difícil de remover, puedes preparar una mezcla aparte con más bicarbonato que agua. Se formará una pasta espesa que te permitirá remover la grasa utilizando un cepillo o esponja.
  6. Por último, puedes humedecer una bayeta con agua o vinagre blanco para eliminar todos los restos y dejar tu campana reluciente.


campana extractora no funciona

Limpieza de los filtros

La mejor manera de limpiar los filtros es en el lavavajillas, si tu modelo de campana lo permite. Pero si no es el caso o no tienes este electrodoméstico, puedes utilizar un barreño con agua caliente:

  1. Coloca desengrasante en el agua caliente y deja los filtros en remojo por varios minutos.
  2. Una vez que la grasa esté blanda, utiliza una bayeta o cepillo suave para remover la suciedad que haya quedado, pero evita las esponjas de aluminio, que podrían dañar tu filtro.
  3. Limpia el interior de la campana como te hemos recomendado anteriormente y vuelve a colocar los filtros.

Sabemos lo importante que es que todos los componentes de tu cocina funcionen como deben. Para evitar encontrarte nuevamente en una situación como esta, te recomendamos incorporar el hábito de pasar un trapo luego de cada uso de la campana para mantenerla y realizar esta limpieza profunda periódicamente. De esta manera, evitarás averías y sin dudas tu campana te acompañará en cada comida que prepares por mucho tiempo más.

CFR - ES - POST - Optimizar espacios