Cocina Conforama

Mi lavavajillas pierde agua por debajo: ¿qué puedo hacer?

Te levantas por la mañana, vas a hacerte un café y… ¡oh, no! Hay un enorme charco en la cocina… ¡el lavavajillas pierde agua por debajo! Que no cunda el pánico: es un problema mucho más común de lo que parece. En este artículo te vamos a mostrar las posibles causas y soluciones, sigue leyendo.

lavavajillas pierde agua por debajo
¿Tu lavavajillas pierda agua por debajo? ¡Que no cunda el pánico! Te contamos qué puede estar pasando.

Causas por las que el lavavajillas pierde agua por debajo

El lavavajillas es un electrodoméstico muy usado, por lo que es habitual que se estropee con el paso del tiempo y el desgaste. De entre las posibles averías, encontrarse un lavavajillas que pierde agua por debajo es una de las más comunes. 

Esto puede ser muy peligroso para tu cocina, sobre todo para tus muebles. Al final, la cocina está preparada para aguantar calor y humedad. Pero los muebles de madera son sensibles al agua, por lo que debes tener cuidado si tienes una fuga. Para ello, la mejor solución es averiguar de dónde proviene el problema y ver cuál es la posible solución. En caso de no poder solucionarlo, lo ideal es llamar al servicio técnico para que te ayude en la reparación.

No obstante, es cierto que hay múltiples causas por las que el lavavajillas encharca tu cocina. Vamos a verlas y ver las posibles soluciones. Cabe mencionar que, para hacer pruebas y ver dónde está el problema, deberás sacar el lavavajillas para acceder a todos los tubos.

CONFORAMA - ES -  Renueva tu cocina con las últimas tendencias

Conexiones mal realizadas

La primera opción es revisar si las conexiones que llevan el agua al lavavajillas y el tubo del desagüe están bien conectadas y no pierden agua. No es raro que esto ocurra y es lo primero que puedes mirar. Mueve el lavavajillas y fíjate si pierde agua por alguna de las conexiones. Si el agua llega sin problemas, habrá que revisar otros problemas. 

Si el fallo está en una mala conexión, entonces la solución es sencilla: conectarlo correctamente.

lavavajillas pierde agua por debajo
Descubre qué puedes hacer si tu lavavajillas pierde agua por debajo.

Rotura u obstrucción del tubo de desagüe

Otro motivo por el que un lavavajillas pierde agua por debajo es la rotura del tubo de desagüe. El paso del tiempo, el roce del tubo con algo cortante o simplemente una obstrucción, son causas habituales para que se produzca cualquier tipo de fisura por donde el agua escape. 

Para arreglar este tipo de averías, seguramente necesites la ayuda de un profesional. 

  • Si se trata de una rotura, habrá que sustituir el tubo. 
  • Si es una obstrucción o atasco, el fontanero tendrá que desatascarlo con la ayuda de una máquina especial para ello. 

Problemas con la goma de la puerta

La puerta de todos los lavavajillas llevan una goma para que no se salga el agua durante su funcionamiento. Esta goma, con el paso del tiempo, se puede llegar a cuartear o romper, haciendo que se pierda agua durante el funcionamiento

Además, es habitual que se rompa por la parte inferior de la puerta. También es posible que se acumule suciedad y grasa, lo que origina huecos en la goma y hace que se pierda agua.

Para evitar este problema, debes revisar de vez en cuando el estado de la goma. Y si se rompe, comprar una nueva y sustituirla.

Avería en el motor del lavavajillas

La última opción es que el cuerpo del motor del lavavajillas se haya averiado. Este cuerpo está compuesto:

  • Motor
  • Hélice de impulsión
  • Cuerpo de PVC
  • Junta que sella todo el conjunto.

En esta pieza, la junta de sellado y el cuerpo de PVC son los elementos que se pueden dañar o desgastar y provocar una fuga de agua. En este caso, necesitarás de la ayuda de un técnico para realizar la reparación del lavavajillas.

En cualquier caso, llama a tu seguro de hogar para ver si cubre las reparaciones. Si no es el caso, quizás es momento de cambiar tu viejo lavavajillas por uno nuevo

¿Cómo elegir lavavajillas?

Si finalmente la avería no tiene arreglo y tienes que optar por comprar un lavavajillas, aquí te contamos en qué debes fijarte para llevarte el mejor para ti:

  • ¿Cuál es la medida?

      • Estándar: más de 46 cm de ancho.
      • Compacto: 45 cm de ancho.
      • De sobremesa: son aptos para colocar encima de la encimera o de una mesa.
    • ¿Es encastrable o de libre instalación? Según quieras mantener el diseño de la cocina y los electrodomésticos ocultos o no.
  • ¿Para cuántos cubiertos es?

      • 1-2 personas: 8-10 cubiertos
      • Familias: 12-13 cubiertos
    • ¿Cómo es la distribución interior y la cesta? Comprueba que haya soporte para platos, con el suficiente espacio para que se limpien correctamente y que haya portacubiertos. Algunos modelos disponen de bandejas móviles para ajustarlos a la altura que necesites.
    • ¿De qué programas de lavado dispone? Normalmente disponen de lavado a media carga, eco y rápido, además del normal. En modelos con más detalles, dispondrás también de un sensor de carga que adapta el lavado.
  • ¿Qué calificación energética tiene?

    Esto puede ayudarte a ahorrar en la factura de la luz y en ser más eficiente energéticamente.

  • Extras

    En la actualidad los lavavajillas pueden hacer auténticas maravillas, además de dejar tus platos como una patena, claro:

    • Protección anti-fugas.
    • Control desde el smartphone
    • Tecnología silenciosa

Como ves, si tu lavavajillas pierde agua por debajo puedes optar por repararlo o comprar uno nuevo que no dé problemas. Es muy probable, incluso, que uno nuevo se adapte más a tus necesidades, ya que los hay con opciones realmente interesantes.

CFR - ES - POST - Optimizar espacios